Si buscas centros de educación infantil en Tenerife norte, es importante que conozcas algunos de los beneficios que sus actividades pueden aportar a tus hijos desde edades muy tempranas.

Según numerosos estudios, la instrucción musical en niños pequeños tiene resultados sorprendentes en su desarrollo motriz e intelectual. Los alumnos de los centros de educación infantil en Tenerife norte que enseñan música ven desarrolladas sus capacidades sociales, su memoria, motivación y coordinación a un nivel más alto que aquellos que no han tenido este tipo de formación.

Además, la música activa áreas cerebrales que de otra forma son difíciles de despertar. Las personas que han contado con educación musical aumentan la concentración y atención hacia detalles en un rango superior al de la media. Son también más constantes, capaces de seguir una disciplina cotidiana y aprenden a resolver los problemas a través de soluciones más creativas.

Para que los alumnos aprendan realmente música, es más que aconsejable que participen activamente en las clases en las que es impartida ya sea a través del movimiento o mediante los instrumentos. Es por ello que los niños acostumbrados a ambientes musicales demuestran mayor coordinación y progresan en habilidades motoras y rítmicas. Una consecuencia directa y a largo plazo para los más pequeños es el refuerzo en su autoestima y autoconfianza; con el ejercicio y la evolución diaria, van asentando su seguridad a la hora de relacionarse con otros semejantes.

En general, la música consigue producir en los seres humanos endorfinas, las famosas hormonas de la felicidad. Los más pequeños no son ajenos a esto, y con la instrucción musical se espera que se formen como individuos felices y motivados.

En nuestro centro Happy Kinder Tenerife apostamos por un modelo educativo en el que el desarrollo musical de los niños está muy presente. Queremos acompañarte a ti y a tus hijos en este proceso personal. Ven y conócenos.